29 julio, 2008

La escritora empática

Cuando tenga nietos les contaré, una y otra vez, orgullosa: yo fui contemporánea de Claudia Piñeiro. Y ellos pondrán cara de hartazgo, una y otra vez.
La literatura de Claudia Piñeiro es, para el lector que quiere ser escritor, una herramienta de doble filo: la leemos y creemos que escribir es fácil. Claudia Piñeiro no utiliza palabras remotas, palabras que nos hacen dudar de su significado; su escritura se compone de términos nuestros, cotidianos, accesibles. Tan así, que imagino a una Claudia Piñeiro de antaño, veinteañera, alumna de un posible taller literario, y la imagino escuchando cómo el profesor le dice que mmm, sí, está bien, pero intentá enriquecer tu lenguaje, y si eso que imagino fue real, agradezco a los dioses el haber permitido que ella se mantuviera inmóvil en sus renglones sutiles y de perfil bajo pero innegablemente certeros, lapidarios, punzantes y cortantes. Agradezco que escriba los diálogos y pensamientos de sus personajes con un abrumador sentido de la realidad, como si ella fuera cada personaje y no su creadora.
Decía, la leemos y creemos que escribir es fácil, que cualquiera escribe, y no nos damos cuenta de que si ella no nos mete en laberintos borgianos no es por carencia de talento ni, mucho menos, de estilo. Al contrario: Claudia Piñeiro es un estilo. Un estilo que crea adictos. Un estilo que nos permite, a sus adictos, reconocerla entre miles. Y son escasos los escritores que pueden hacer alarde de semejante hazaña. Y me da la sensación de que Claudia Piñeiro no hace alarde de nada. Me da la sensación de que ella es como sus renglones, de perfil bajo, sutil e innegable.

En su novela Elena sabe, Claudia Piñeiro cita a Thomas Bernhard: “Una construcción de cemento no es sino un castillo de naipes. Basta que llegue la ráfaga precisa”. Y yo no leí a Thomas Bernhard, pero leí a Claudia Piñeiro, y sé que ella es especialista en eso, especialista en construcciones de cemento, en castillos de naipes, en ráfagas precisas.
Y yo me jacto de vivir ahora, en su tiempo, como si su existencia me afectara de algún modo.

42 Comments:

Blogger Arcángel Mirón said...

Tuya.
Las viudas de los jueves.
Elena sabe.

Todas novelas de Claudia Piñeiro.
Todas de Editorial Alfaguara.
Todas recomendables.

29/7/08 12:12  
Blogger dany said...

jji, es que vivir en su tiempo, te afecta de muchas maneras, te planteas cosas, la lees, y te imaginas hablando con tus nietos de ella...ya es bastante...
un beso gil....

29/7/08 12:31  
Blogger Camille Stein said...

hay escritores y escrituras que se nos deslizan dentro con la ráfaga precisa, como si nos dijeran aquello que nos late profundamente, en su medida exacta, en sus ingredientes correctos...

no he leído nada de esta autora, pero una vez contagiado de tu adicción, me haré con alguno de sus libros, y pronto

un beso

29/7/08 12:34  
Blogger TOROSALVAJE said...

No he leído nada de ella, pero con unas referencias así buscaré para leerla.

Besos.

29/7/08 12:50  
Blogger Bohemia said...

Me gusta ese tipo de escritura cercana y directa...así como torosalvaje buscaré para leerla...bss

29/7/08 13:56  
Blogger Isabel Romana said...

Me sumo al club de los que buscarán algo de ella. No la había oído nombrar, pero lo que dices me gusta. Saludos cordiales.

29/7/08 14:17  
Blogger CaminanteDeNoche said...

Gracias por tu recomendación, tomo nota.
Y te enlazo para no perderte de vista, que entre tantos blogs es difícil estar pendiente de sus actualizaciones...

Besos

29/7/08 17:07  
Blogger Diabliya Cronopio said...

No leí tampoco a esta mujer, sí una entrevista que le hicieron una vez, donde se la ve como decís: sencilla y de bajo perfil. Tanto, que cuenta allí que sus hijos no leyeron nada de ella, pero se preocupó mucho una vez al enterarse que la madre de una de las compañeras de escuela de uno de los chicos sí la había leido. Después de darle vueltas a la idea, le preguntó a su hijo: "¿Y sabés si le gustó el libro?.

Dan ganas de leerla.

Muy linda descripción, Perla.

29/7/08 17:25  
Blogger Belén said...

No conocía a la autora, pero si es de tu gusto, investigaré...

Besicos

29/7/08 17:35  
Blogger María. said...

Pasa cuando hay algún escritor que te apasiona, igual que tus nietos se quedarán boquiabiertos cuando les digas que también viviste al tiempo que García-Marquez y muchos otros. Y entonces ellos, entre fascinados y sorprendidos, pensarán que tienes muchísimos años.

Me pasa con mi abuela, que fue contemporánea de Machado y tantos otros

29/7/08 17:45  
OpenID brujaroja said...

Gracias por descubrírmela. Sólo la conocía de nombre, de revolver alguna vez en la mesa de novedades de alguna librería. Buscaré alguna de sus novelas para leer. Ya te contaré.

29/7/08 19:10  
Blogger SUSANA said...

Se vuelve seductora la idea de buscar libros de esta mujer, Gracias Gilda!

Por cierto, decías de perfil bajo, sutil, innegable. También de un estilo que permite reconocerla entre miles y que Piñeiro no hace alarde de nada. Ajá, cuántas coincidencias. Creo que el tiempo de esa escritora y el tuyo, todavía no "escribió" la última palabra, querida amiga.

Mi abrazo para Vos.

29/7/08 20:24  
Blogger Clarice Baricco said...

Muchas gracias por la presentaciòn.
Con mucho gusto la buscarè.
La conoces en persona?
Reseña llena de emociòn.

Abrazos

G

29/7/08 22:25  
Blogger Blogger a tiempo parcial said...

si escribir fuera fácil yo no estaría bloquado con mis dos libros y uno se supone que debería de entrar a concurso..en octubre...
Es un don el saber escribir...y expresar las cosas

30/7/08 03:52  
Blogger Nausicaa said...

Bueno, claro que afecta, eres parte del mundo en el que vive, al igual que ella del tuyo.

La leere, prometido. Y gracias por la felicitación.

30/7/08 04:28  
Blogger Las3Musas said...

Tomo nota.
Hay tanta maravilla por descubrir... qué alegría saberlo.

Vos también tenés un estilo propio, se te puede reconocer entre muchos...

besotes,
musa

30/7/08 04:50  
Anonymous mandoble said...

Gilda...definitivamente hay que hacerle llegar esto que escribiste a Claudia Piñeiro
(después, dentro de un tiempito ella recordará con orgullo que fuiste una de sus lectoras)

30/7/08 09:01  
Blogger Laluz said...

Siempre, directa o indirectamente, vos hacés que yo me relaje escribiendo. Te quieroooooo!!!!!!

30/7/08 09:30  
Blogger Inuit said...

Arcángel
Envíale tu escrito a Laura,envíaselo.
Merece estar en cualquier columna de opinión o literaria de un gran periódico.
Es precioso.
Un abrazo

30/7/08 13:19  
Blogger Daniel said...

Me ha gustado mucho tu blog/en verdad/hay en el una magnifica comunion de palabras.
Con tu permiso ire pasando por el.
Desde luego estas invitada a CONFESIONES CAUTIVAS.
Te envío mi abrazo.
Dani..

30/7/08 13:37  
Anonymous Anónimo said...

Yo lei "Las viudas de los jueves" y es como vos decis. Voy a leer los otros.

Gilda, un abrazo.

...Victor...

30/7/08 14:28  
Blogger Kpax said...

Le tengo amaestrado.

saludos

30/7/08 17:36  
OpenID elshowdefusa said...

Tengo unas ganas terribles de coger una novela suya y leerla casi sin respirar. Inuit tiene razón, debería estar en algún sitio, esto. Creo que en una semana me iré de vacaciones al pueblo de mi infancia, así que compraré un libro suyo para el larguísimo viaje. Gracias por descubrírmela.

Además la descripción encaja perfectamente con lo que me gusta: realidad mezclada con sencillez. Tener la sensación de que es tanto escritora como protagonista, que lo crea en base a su experiencia y no de un lugar de fantasía. Contacto algo más directo, más cercano. Qué ganas de leerla, de verdad.

30/7/08 18:20  
Blogger JuanMa said...

Es que la magia de escribir no está en las palabras, sino en lo que se dice con ellas.

Estoy deseando leerla.

Un beso.

30/7/08 18:38  
Blogger Raúl said...

No conzoco a esta autora, y por tus palabras y el énfasis que le pones, me siento hasta mal por ello (sonrío).
Por lo que dices, te ocurre con ella lo que a mí con Auster. Su aparente sencillez me encnadila hasta confundirme y hacerme creer que lo que hace está al alcance de todos. Mayor humildad creo que me falta.
Un saludo.

30/7/08 19:53  
Blogger Diego said...

Sinceramente no leí nada de ella, pero creo que empezaría por "Las viudas de los jueves", pues tengo entendido que habla de la crisis argentina del 2002. Y en cuanto a la sencillez, siempre es bienvenida en literatura, sobre todo cuando camina de la mano de miradas profundas y maduras. Un abrazo. Buen trabajo de divulgación.

30/7/08 22:03  
Blogger Bonchita said...

Hola Gilda!! aqui estoy de vuelta leyendote... nunca he leido nada de ella, pero tu recomdacion pesa, y si tu dices que es buena asi debe ser...
te dejo un beso grandisimo!!! (te extrañe!!)

30/7/08 23:19  
Blogger tan versátil como acústica said...

habrá que leerla para saber.

31/7/08 01:03  
Blogger Álvaro Dorian Grey said...

Buscaremos en librerias.
Saludos y salud

31/7/08 05:37  
Blogger la ñata said...

hola vecina como te va. pasaba a saludarte.
un abrazo y espero que andes de primera.....
un beso.

31/7/08 08:46  
Blogger Sil.* said...

Gilda, querida!!

Ya salgo a buscar material de lectura.Ya!! Encuentro muchas coincidencias en su perfil, contigo por lo que la hace más atractiva aún.

Un beso nena!!

Sil.*

31/7/08 11:21  
Blogger El Viajero Solitario said...

Desconocía la existencia de esa autora.
En cualquier caso, comparto la misma admiración por autores cuya escritura pueden dar apariencia de sencillez, pero tras la cual se esconden horas de perfeccionamiento y oficio.

Nada más complicado que hacer que algo complejo parezca sencillo, oí decir a alguien en una ocasión.

Tomo buena nota de la recomendación.

31/7/08 11:33  
Blogger CAPSULA DEL TIEMPO said...

Y yo me jacto de haber leído "Las viudas de los jueves". A buscar los otros libros.

Un abrazo, Gilda.

31/7/08 11:55  
Blogger SOMMER said...

No la conozco, pero gracias a ti, a partir de ahora la conoceré.
Prometo pasarme a contarte qué tal la experiencia.

31/7/08 17:19  
Blogger Perséfone said...

Pues muchas gracias por tu recomanción. Según tus palabras merecerá muchísimo la pena.

Pero ¡Ay! ¿Por qué estoy tan vaga para leer ultimamente?

:(

31/7/08 23:09  
Blogger Tarántula said...

No la he leído Arcángel, pero con tu reseña me dan ganas, muchas ganas: besos mil.

1/8/08 02:12  
Blogger Feña said...

Es genial la pasión con la que hablas de otra autora... poder admirar así a alguien me resulta a la vez admirable...


Saludos rápidos en esta atormentada noche de fotografías.

1/8/08 03:58  
Blogger Antígona said...

Supongo que la cuestión, Arcángel, es que lo sencillo tiende a confundirse con lo simple. Precisamente cuando la sencillez es un tesoro tremendamente difícil de alcanzar. No todos son capaces de él. Da, posiblemente, demasiado trabajo y exige una mirada perfectamente limpia sobre las cosas, igualmente costosa.

Cambio recomendación por recomendación: si te gustan los diálogos con ese abrumador sentido de la realidad, prueba a leer "El Jarama", de Rafael Sánchez Ferlosio. Todo un prodigio a la hora de llevar al papel el lenguaje cotidiano. Después de leerlo cualquier otro diálogo literario suena a falso e impostado.

¡Un beso!

1/8/08 05:13  
Blogger Elena said...

No conozco a Claudia Piñeiro (haré por remediarlo, lo prometo) pero me has descrito a Elvira Lindo.
Un saludo.

Pd.- Me hablaron bien de tí. Suficiente razón para venir.

1/8/08 11:06  
Blogger Sureña said...

Pues me has dejado con la miel en los labios porque no la conocía y pinta genial...

La buscaré :)

Besicos

2/8/08 06:48  
Blogger Marcelo said...

Volvió la iglesia. Yo te avisé.

2/8/08 12:38  
Blogger Horacio said...

está bueno vivir en este tiempo, porque creo que la entendemos mejor y nos podemos idenficar con más cosas que aquellos que la lean dentro de 100 años

yo leí todos sus libros y también me alegro de ser contemporáneo

no hubiera podido escribir todo eso que escribiste vos acerca de ella, pero de alguna manera, sin encontrar las palabras adecuadas, lo "pensaba"

6/8/08 18:50  

Publicar un comentario

<< Home