15 agosto, 2007

Las ofrendas de los centauros

Como cada año, el día de la cosecha de las guayabas volvieron los centauros. El protocolo dice que deben ausentarse meses, y regresar con ofrendas para la Emperatriz. Es decir, para mí.
El primer centauro dio un paso al frente.
- Majestad, le traigo los dos últimos ejemplares del dracofidio. El Duque de la comarca de San Pelayo los cazaba en el bosque, y yo pensé que Su Majestad los merecía más, teniendo en cuenta que están a dos muertes de extinguirse.
El centauro me mostró con orgullo los dos dracofidios (especie de serpiente con lengua de fuego) que agitaba en su mano. Enfurecida, le ordené liberar a esos animales sagrados que, por fortuna, eran macho y hembra.
El segundo centauro ocupó su lugar.
- Majestad, le traigo al Duque de la comarca de San Pelayo. Cazaba dracofidios en el bosque, y yo pensé que Su Majestad podría estar interesada en tomarlo como esposo.
El centauro me mostró con orgullo al Duque, a quien tenía agarrado del elástico de las calzas ajustadísimas que todos los hombres de la realeza usan, demostrando tener un nulo sentido de la estética. Asqueada, le ordené soltar al Duque que, por fortuna, aprovechó su inmediata libertad para ir a perseguir, sin demasiado éxito, a los campesinos de torso desnudo que labran mis tierras.

Ya había tenido suficiente. Di media vuelta y me metí en el castillo, dispuesta a modificar las leyes estériles que degradan la esencia y la imagen de mi reino.

19 Comments:

Blogger Horacio said...

Jaaa! muy bien!

15/8/07 22:39  
Blogger Gastón Martorelli said...

Muy bueno, de verdad...
por fin he dado con un blog que me gusta...

Solo decirte eso...

Abrazo fuerte, desde Buenos Aires, Argentina

Gastón...

PD: pasa por el mio
cuarto-menguante.blogspot.com

15/8/07 22:43  
Blogger Bambu said...

Esta bien revisar las leyes de uno de vez en cuando, sobretodo si han quedado desfasadas.

16/8/07 03:35  
Anonymous Salva said...

¿Qué comen los dacrofilos? :$

16/8/07 05:14  
Blogger Indigo said...

Muy lindo. Te felicito

16/8/07 09:27  
Blogger MentesSueltas said...

De a poco retorno a mi ritmo... recorriendo el mundo que compartimos.

Te abrazo

MentesSueltas

16/8/07 11:46  
Blogger Batsi said...

El duque un feo y además mata dragoncitos. Se merecía que no lo tomaras por esposo.

Bonito relato y talentosa imaginación la tuya.

-

Gracias por tu visita a mi blog. Espero que nos sigamos leyendo.

:D

16/8/07 17:57  
Blogger botas de agua said...

tremenda gilda, mi pequeña enfant terrible... tienes una imaginación tan desbordante como tu prosa. y un carácter digno de una mujer que se llame Gilda. Un beso para ti. (que te gustara el haiku fue trampa... jajajaja, niña lista, vos sabés que no era un haiku)

16/8/07 18:21  
Blogger botas de agua said...

por cierto: "las divisiones agrietan. Mejor multiplicarse.
En forma y esencia." Déjame que aplauda, al menos, en el silencio de mi estudio.
¿Qué es eso de que estás escribiendo una novela? ¿Por qué siempre soy la última en enterarme de estas cosas que me hacen tan felices ;)?

16/8/07 18:42  
Blogger BELMAR said...

Nicolás está por reaparecer dentro del contexto de:

http://elgitanoardiente.blogspot.com/

blog colectivo donde se generó su aventura...

16/8/07 19:12  
Anonymous http://elgitanoardiente.blogspot.com/ said...

http://elgitanoardiente.blogspot.com/

16/8/07 19:12  
Blogger el nombre... said...

ME TILDÉ CON LO CONTENTAS QUE ESTARÁN LAS SERPIENTES...

Y VOS, SEGUÍ ORDENANDO A TU ANTOJO EN TU REINO, QUE BIEN MERECIDO LO TENÉS.
(AUNQUE BUEN TRABAJO TE LLEVA... ESO DE ANDAR MODIFICANDO LEYES... MEJOR, DA LAS ÓRDENES Y VOS, REINÁ SIN TANTA OBLIGACIÓN!!!)


un besote

16/8/07 22:50  
Blogger reina imposible said...

Para eso eres la reina de tu reino.
Castigad a los centauros despues de largos meses deberian saber como complacer a la reina.
beso posible
reina imposible

17/8/07 02:43  
Blogger Nootka said...

Me preocupan los dracofidios. ¿Volverán a repoblar los bosques del reino?

17/8/07 05:29  
Blogger lágrimas de mar said...

muy buen texto y buena reflexion
besos

lágrimas de mar

17/8/07 10:35  
Blogger martinezconacento said...

Jaja. Además el duque perdía aceite.
Precioso cuento, Gilda.

17/8/07 17:57  
Blogger Clarice Baricco said...

La emperatriz necesita un libro. Estoy segura que eso la pondrá feliz.

Abrazos linda.

19/8/07 23:21  
Blogger MAYA said...

Muy bien mi Emperatriz, las cosas en el reino debe modificarse. Una vez que de sus nuevas reglas estén dispuestas, comúniquelas a todos sus súbditos y que nos lleguen a través de sus fronteras.

Un beso,

Maya

25/8/07 11:38  
Blogger eSadElBlOg said...

y cuando tenemos la camada de dracofoditos?
muy graciosa la imagen del duque correteando por ahí.

un cuento muy lindo.

Tennos informados de las nuevas leyes...

31/8/07 16:21  

Publicar un comentario

<< Home