05 noviembre, 2008

La vida subjetiva

Nunca me interesaron demasiado las biografías de las celebridades, ni siquiera las de aquellas personas a las que admiro. En mi egoísmo, me seduce más la obra que el artista. Quiero decir, ¿en qué me afecta que Johnny Depp haya nacido un 9 de junio? Sí me afectan sus películas, sí me llegan, sí me sirven. No me atraen los datos concretos, porque las fechas y los números, así solitarios, no dicen nada, no muestran ninguna realidad. Cambiaría veinte años de datos secos por una anécdota jugosa.
Estoy leyendo Vivir para contarla, la autobiografía de Gabriel García Márquez. A decir verdad, lo que me llevó a leerla fue su condición de historia de vida en primera persona; no es nuevo que yo devore todo aquello que el escritor colombiano tenga para decir.
La estoy leyendo, y mi corazón se sobresalta. Según lo que cuenta García Márquez, sus personajes existieron, sus personajes son retratos en tinta de sus familiares verídicos. Por ejemplo, Florentino Ariza y Fermina Daza son nada menos que sus padres. El primer José Arcadio Buendía, quien huyó de su pueblo perseguido por el fantasma de un hombre al que mató en un duelo de honor, fue su abuelo. Y así hay una ficción para cada persona; a veces sólo cambian los nombres, y el resto de su vida es un desenfreno de novelas mezcladas. Entonces, el realismo mágico del que acusan a García Márquez se transforma en pura verdad. Y de este modo, la verdad y la realidad son ilimitadas.

Luego, ya enfriada, pienso que tal vez mintió. Pienso que García Márquez se vio convertido en un escritor insuperable, y que a la hora de contar su vida no tuvo más remedio que inventar esa vida, para no decepcionar.
Hay una escena de El gran pez, la película de Tim Burton: harto de escuchar a su padre contar historias inverosímiles, el hijo le pide al médico del pueblo que le cuente cómo fue de verdad el día de su nacimiento, ya que lo que su padre narra (una historia acerca de un pez inmenso al que atrapó, y demás fábulas) tiene que ser, por la fuerza, pura fantasía. El médico le dice que nació de apuro, y que su padre no estuvo presente porque se hallaba en un viaje de negocios. El hijo se queda pensativo, y el médico le pregunta:
-La versión de tu padre es mejor, ¿verdad?

En Vivir para contarla, García Márquez dice que la vida es la que uno recuerda, y cómo la recuerda para narrarla.
Y no seré yo quien lo refute.

66 Comments:

Blogger Arcángel Mirón said...

-Dígame una última cosa –pidió Harry- ¿esto es real, o está pasando sólo dentro de mi cabeza?
Dumbledore lo miró sonriente, y su voz sonó alta y potente.
-Claro que está pasando dentro de tu cabeza, Harry, pero ¿por qué iba a significar eso que no es real?
(Harry Potter y las Reliquias de la Muerte, J.K. Rowling).

:)

Apapachos a todos.

5/11/08 10:31  
Blogger Luz de Gas said...

Gran entrada.

Él cuenta historias basadas en su propia vida aunque seguro que le da algún que otro toque de fantasía.

¿Por qué iba a estar eso mal?
¿No hay algunos que lo hacen todo ficción?

Como tu has dicho lo importante es el resultado, lo demás que más da.

Hace poco leí "El Mundo" de Juan José Millás que es autobiográfico y es de lo mejor que he leido.

BEsos

5/11/08 10:51  
Blogger moderato_Dos_josef said...

Por decir eso muchos han tachado a Gabo de falto de imaginación, cuando yo creo que precisamente es todo lo contrario. Es un monstruo de la imaginación. Y qué porque diga que algunos de sus personajes fueron seres reales. sinceramente creo que la mayoría de las personas que escribimos nos fijamos en cosas y en personas y las utilizamos para nuestras historias, tú debes saberlo mejor que yo. Puesto que no todo es pura imaginación... Buen post!

5/11/08 11:14  
Blogger TOROSALVAJE said...

A mí si que me gustan las biografías, pero no las de las celebridades en general, sino la personas que me interesan. Y sobre todo las autobiografías.

Te recomiendo dos autobiografías, la de Pablo Neruda, "Confieso que he vivido" y la de Buñuel "Mi último suspiro", valen la pena.

Leí de García Márquez y he de decirte que mejor no lo hubiera hecho porque se me derrumbó el mito, si, desde que leí "cien años de soledad" para mí García Márquez era un Dios, y después de leer su autobiografía perdió esa categoría, ahora anda por la de mortal normalito.

Besos.

5/11/08 11:15  
Blogger Sureña said...

Tampoco seré yo quien lo refute... estoy demasiado de acuerdo contigo como para hacerlo...

Besicos

5/11/08 11:22  
Blogger Zorro de Segovia said...

yo ya leí su autobiografía, pero mucho antes. Gabo se volvió loco y se creyó Simón durante unos cientos de páginas. De ahí salió esa maravilla titulada "El general en su laberinto".

5/11/08 12:25  
Blogger El Viajero Solitario said...

Coincido contigo, querida Gilda, en el desinterés por la vida privada de los autores a los que admiro. La decepción puede ser tremenda y, queramos o no, puede afectarnos al modo en que nos enfrentemos a su obra que, al fin y al cabo, debiera ser lo único que nos interesase.

5/11/08 13:03  
Blogger yo mismo said...

tampoco seré yo quien diga lo contrario... y además me parece que es verdad... tu vida es tuya y al final, tus recuerdos son una amalgama de cómo fue aquello que hiciste, lo que te ocurrió... con quién compartiste, son recuerdos más o menos verdaderos, más o menos inventados... qué más da. son tuyos, están dentro de ti, son tuyos.

un placer volver aquí. me perdí un poco, comenté en absoluto... estuve algo disperso, así que siento el retraso, no volverá a ocurrir. un beso :)

5/11/08 13:38  
Blogger Castigadora said...

Que te puedo decir! Si en un mismo post has tocado a las personas de Depp, García Marquez, Tim Burton y Harry Potter... que me fascinó este post y tu forma de envolverlo todo. La escena de Big Fish es genial, como pocas y es muy cierto aquello que la vida es como uno la recuerda, y eso no tiene nada de malo, es sin duda lo mejor.
Puede que García Márquez amara tanto a sus personajes que realmente sean su familia.

Un beso.
Y felicidades por el post

5/11/08 14:05  
Blogger ANABEL said...

A mi me dejas boquiabierta cada vez que das en escribir. Creo que no he leído una biografía de nadie, nunca, pero me llama la curiosidad cuando veo reportajes y cosas por el estio, porque lo que uno vive influye de forma notable en su obra, en sus actuaciones.
Besos
PD Voy a imaginar algo, a ver si se transforma en mi vida, en mis recuerdos.

5/11/08 14:20  
Blogger SUSANA said...

Estoy con Vos. Las biografías ascéticas, higiénicas, con puntillosos detalles y numeritos, que presumen de verdad a rajatabla...me dejan fría. Se las regalo a los abogados que necesiten la carga de la prueba.

Buenísima inclusión de Big Fish, muy ad-hoc!

Kiss and Smile Amigaza!

5/11/08 14:26  
Blogger Miguel said...

Esteeeee... no me gusta Garcia Marquez... sorry, sé que sos fan por lo que leo en tú post, pero, no comparto el gusto.

Cierto domingo compré una revista "Ñ" donde Marquez hablaba de esto que contás, que cada personaje era inspirado en algún familiar, lo mismo que Isabel Allende que protagoniza a sus libros con hijos, esposo, suegro y familiares chilenos.

No sé porqué pero siento que la verdadera ficción parte de la gran imaginación del escritor y del verdadero desafío de construir un personaje en base a la historia a contar y no amoldar la historia al personaje que se conoció en vida.
Conclusiones propias, claro.
Sorry si mi comentario te molesta, pero bueno, siempre comento lo que pienso.

:)

5/11/08 14:54  
Blogger Arcángel Mirón said...

Miguel: no me molesta tu comentario, sólo creo que sos un hereje. Jajajaja, es un chiste, cada cual tiene sus gustos.

:)

Apapachos a todos.

5/11/08 14:58  
Blogger Lúzbel Guerrero said...

Es verdad ARCÁNGEL, ese libro es absolutamente encantador, plagado de anécdotas
Por si no lo hubiera leído, tengo uno para recomendarle; se trata de: Confieso que he vivido, de Neruda

5/11/08 15:44  
Blogger gloria said...

Espero que disfrutes con ese libro tanto como yo lo hice, que te haga sentir tanto como me hizo sentir. Gabriel García Márquez es uno de mis referentes, es uno de los magos que nunca me abandonan... "la vida es lo que uno recuerda, y cómo la recuerda para narrarla" y en Big Fish, él era un pez, estoy segura.
Un abrazo (gracias por hacerme sonreír)

5/11/08 16:15  
OpenID elshowdefusa said...

Qué sorpresa me llevé cuando quise saber más de Carmen Martín Gaite. Va, Fusa, arranca, ve a ver cómo fue fuera de la novela.

Y me encontré allí todos sus libros, todos sus pedazos de personaje, me la encontré a ella, ya la conocía.

Qué gran momento, ¿verdad?

5/11/08 17:28  
Blogger isis de la noche said...

He encontrado este hermoso resplandor en mi noche... Me ha encantado llegar hasta aquí..

Este post me ha encantado.. me ha inspirado y me ha hecho reflexionar... al final, muchos verán nuestra vida con otros ojos y la interpretarán a su gusto.. pero nuestra vida real, la íntimamente asumida, ESA ES OTRA COSA.

Y creo que así pasa con las vidas que nosotros también vemos desde fuera.

Como siempre digo, esta vida es una gran obra de teatro en la que asumimos papeles, reinventándonos al punto de cambiarlo todo si queremos. Somos libres de ser quienes queramos ser..

Te dejo un gran abrazo y me llevo tu link para colgarlo de una de mis estrellas ;)

5/11/08 17:52  
Blogger Belén said...

Pues quizá lo que queremos es que nos cuente los cuentos, claro... porque el saber que sus abuelos eran tan normales no ayuda nada...

Yo soy de las que prefieren la fantasía por si acaso :)

Besicos

5/11/08 18:16  
Blogger JuanMa said...

Estoy de acuerdo en que la vida es aquello que recordamos, pero tengo mis dudas de que sea lícito "adornar" lo que recordamos para que quede más interesante y luego llamarlo "Memorias" o "Autobiografía" (por muy buen escritor que se sea).

Un beso.

5/11/08 19:34  
Blogger Melibea said...

¡Hola, Gilda!

¿Cuál es el límite entre la realidad y la ficción? Me viene a la cabeza Niebla de Unamuno, una de esas novelas que te impactan. En ella, sin destrozar la lectura, el escritor se introduce como un personaje más, de tal forma que recupera el dicho de Calderón de la Barca: "que la vida es sueño y los sueños, sueños son". De hecho, cada uno construye su realidad y su perspectiva de esta.

Un saludo. Cuídate

5/11/08 21:21  
Blogger Verbo... said...

En algún momento yo quisiera vivir
para contar mi vida
de alguna manera jocosa ♥

M.

5/11/08 21:52  
Blogger amor said...

el pasado solo está en nuestra memoria, no tiene más realidad que esa

olvidemos, rememoremos, y el pasado habrá cambiado a nuestra voluntad

5/11/08 22:06  
Blogger Clarice Baricco said...

Disfruta el libro.
Yo ya lo leí.
Por cierto, hoy fuí a la exposición de Vicente Rojo y me acordé de ti, pues él dibujó una portada de un libro de García Márquez.


Besotes.

Graciela

6/11/08 04:13  
Blogger Dr.MIKEL said...

No solamente la vida es lo que uno recuerda, tambien somos lo que hemos vivido.
Apapachos, que ya se lo que son.

6/11/08 06:13  
Blogger Bambu said...

La verdad es muy relativa, es mejor una buena historia que en el fondo seguro que guarda algo de cierto aunque con tintes de fantasía, a veces la propia realidad de uno mismo es ciencia ficción para otro

6/11/08 06:23  
Blogger AdR said...

Yo tampoco seré quien refute a García Márquez ni a nadie... pero sí tengo claro una cosa: Todos los escritores son unos mentirosos :)

Tú también :P
:D

Besos, Gilda.

6/11/08 08:26  
Blogger Musa Rella said...

En "los secretos de Harry" de W. Allen -una de mis películas preferidas- el personaje principal es un escritor famoso que no tiene amigos por haber contado la vida de cada uno en sus novelas (es GENIAL)

:)

besos de verdad pero irreales
musa

6/11/08 08:29  
Blogger Nausicaa said...

Prefiero la hitoria del padre, una y mil veces, porque la vida no es sólo como ocurre las cosas, es como nosotros la vemos, como la recordamos. Sin todos esos añadidos no es tan fácil describir lo que realmente pasaba dentro de nosotros.

6/11/08 09:00  
Blogger tan versátil como acústica said...

me identifiqué mucho con tu aburrimiento ante las biografías de artistas. sobre lo de vivir para contarla, no lo leí.

6/11/08 10:43  
Blogger el nombre... said...

Amén.

6/11/08 11:26  
Blogger SAUVIGNONA said...

MMMMMMMMMMMMMMMMMMM BUENO QUIZAS ME GUSTARIA SABER EL AÑO EN QUE VIVIERON SU MEJOR EPOCA..YO TAMPOCO SOY MUCHO DE LAS BIOGRAFIAS
HAY BUENO ES MI OPINION QUIZAS HOY YO NO SIRVA DE NADA...
ALGUIEN LO NARRARA MEJOR POR MI
BESINES LINDA MUJERCITA!
:)=

6/11/08 12:45  
Blogger Floper said...

yo la refutaré porque coinsido con vos.

Que bueno seria vivir en un realismo magico, de las narraciones de Cortazar.

Besooo Gilda!=)

6/11/08 13:02  
Blogger dany said...

que bueno.
si el invento una vida asi...nadie se atreve a refutarlo, aunque se puede pensar tambien,que la relidad supera a la ficcion, o la determina...el amor en los tiempos del colera es lo mas!!´un beso

6/11/08 13:30  
Blogger Juan Pablo said...

- 35 años
- poco pelo
- 28 cm.


Uno de esos tres datos te interesa, estoy seguro.

:P

6/11/08 14:12  
Blogger Eria.. said...

No leo biografías. Cre que excepto datos concretos como las fechas... lo demás siempre está expuesto a la interpretación, pero más que nda, es porque me resultan aburridas, prefiero leer sus obras que sus vidas. Ebtre mis regalos de cumple este año me tocó una de Audrey Hepburn, espero que no me preguntes sobre ella. Ti post me ha parecido genial.
Besitos varios.

6/11/08 14:50  
Blogger Strika said...

Esa película de Burton que citas es una de las que más me han conmovido en los últimos años. Y precisamente esa parte que mencionas me encanta.

Marguerite Yourcenar, en sus cuadernos de notas sobre Memorias de Adriano, dice que la gráfica de una vida humana se compone de tres líneas: lo que un hombre cree que fue, lo que quiso ser y lo que fue.

Un abrazo
:)

6/11/08 18:06  
Blogger Lucy in the Sky said...

Life is "Stranger than Fiction". ¿No viste esa peli? Con Emmat Thompson y Dustin Hoffman.

6/11/08 18:29  
Blogger María de Jesús said...

genial...lo que comentás acerca de García Marquez y la relacion con la pelicula El Gran Pez de Tim Burton, que me fascinó...cómo lloré!!!
hasta que punto la fantasía es real y la realidad fantasía no?

6/11/08 19:10  
Blogger Diego said...

En literatura no importa el "qué" se cuenta, sino el "cómo". Todo el mundo podría escribir ficción a partir de personajes sacados de la vida real y ser tachados de faltos de imaginación, pero difícilmente todos podrían escribir de tal forma que nadie se diera cuenta de ello. Si Márquez no hablara de la génesis de sus historias, nadie buscaría parentescos. Si lo hace es porque él también sabe que lo que importa es la manera en que se cuenta algo. Por eso me gusta Márquez, porque aprendió a contar lo que ya sabía con un estilo propio, inigualable. En el "cómo" hay que buscar la imaginación en literatura. Y quien no lo vea así, debería plantearse su concepto de literatura. Un abrazo.

6/11/08 19:34  
Blogger Germanico said...

No lei ese libro ni vi la peli. Y me genesraste curiosidad. Los conseguire.
Saludos

6/11/08 19:41  
Blogger Aprendiza de risas said...

No lo he leído pero entre lo que me gusta este hombre y lo que me fío de tus gustos, ya tengo libro esperando en mi mesilla.

Besos,

6/11/08 21:35  
Blogger Perséfone said...

Debo admitir que a mi sí me gustan las biografías, pero por sus datos concretos, sino por las vivencias contadas en primera persona.

Por lo demás estoy totalmente de acuerdo con la frase de García Marquez.

Un abrazo.

6/11/08 23:36  
Blogger Mónica said...

Toda ficción tiene algo de biografía y toda biografía tiene algo de ficción. Inventamos incluso cuando recordamos. Muy buena entrada. Saludos.

6/11/08 23:52  
Blogger Oscar Alonso said...

Amén, arcangel. Amén.
Muy bueno.
Un saludito

7/11/08 03:55  
Blogger Gwynette said...

García Márquez seguramente inventa sobre lo inventado, qué más se puede pedir de un escritor? Eso es rizar el rizo, y ahí quedará su autobiografía para los que quieran creerlo, o no...

Me gustan mucho las biografías :-)

Apapachos

7/11/08 08:17  
Blogger Nausicaa said...

Me haces pensar, me inspiras :D

7/11/08 13:04  
Anonymous Batsi said...

No sabes la alegría inmensa volver entrar aquí. Es como ir de vacaciones a la tierra natal de uno y encontrar a los viejos amigos. Luego ves que poco se ha cambiado, que todo sigue igual sin la presencia de uno y que los sentimientos quedan tan intactos como si solo hubieras dormido por un rato.

Y más me alegra encontrar este post tan interesante porque he leído a G. Garcia Marquez y porque su libro "Cien años de soledad" es uno de mis favoritos. Con tu post has logrado interesarme en ese libro que no sabía que existía. Estando tan lejos de América no me entero (a no ser por ustedes) de los libros nuevos de grandes escritores como él.

Te abrazo, Gilda y espero volver más a menudo por aquí. Ahora respiro más y tengo más tiempo.

7/11/08 13:37  
Blogger nomesploraria said...

A mí me gusta leer biografías y también memorias. Probablemente soy un poco Mirón

7/11/08 15:12  
Blogger alkerme said...

Si el autor dice que la vida es lo que uno recuerda de ella y cómo la recuerda es buen argumento para contar lo que a uno le plazca ¿no te parece?.
Lo cual es casi lo mismo que decir que la verdad absoluta no existe. Que todos vemos las cosas de distinto modo y todo eso...
De cualquier manera si te lo estás pasando bien leyéndolo, eso es lo que vale.

Besos

7/11/08 16:26  
Blogger BACO said...

Completamente de acuerdo con Gaby.
Gracias por pasarte por aquí y por tu link.
Un besote

7/11/08 17:03  
Blogger seo said...

hola. yo pienso que puede ser cierto lo que cuenta y que sus historias tengan parte de realidad, pero siempre se maquilla algo lo vivido para hacerlo más mágico. no es que sea uno de mis escritores preferidos pero alguno de sus libros han pasado por mis manos y si todo es cierto tuvo una vida muy movida.jeje

7/11/08 20:27  
Blogger Herman said...

Gran película "El gran pez". Las memorias de García Márquez, sin embargo, no logré terminarlas (casi ni empezarlas). Se me cayeron pronto de las manos. Soy un sacrílego, lo sé. Espero que me disculpes por ello.
Besos

7/11/08 22:12  
Anonymous jordim said...

El arte acaba dejando atrás a las personas, que se lo digan a algunos muertos..

8/11/08 01:37  
Blogger Javier said...

La vida es lo que uno recuerda, y es nada para las personas que no tienen memoria. Hombres atrapados en el presente no viven mas que en los recuerdos de otros.

A Garcia Marquez no le creo nada, mucho menos que a Salman Rushdie, quien supo escribir el mejor libro de la historia de la humanidad. Sin embargo, a diferencia del autor de Midnight's Children, Marquez sabe engañarse, como casi todo buen escritor, para terminar creyendo en personajes familiares que no están enterrados en ningun lado, mucho menos en Colombia.

Saludos y muy bueno el texto,

8/11/08 02:58  
Blogger Sara said...

Hola!! A mi de las biografias lo que mas me gusta son las batallitas y anécdotas vividas. Tambien pueden ser reales o no, como en la pelicula "Big Fish" pero una buena historia bien contada para mi es estupenda.
Los datos numericos igual no tanto... Aunque debo confesar que no soy muy de leer biografias, soy mas de ficción!!

8/11/08 06:31  
Blogger Nootka said...

Lo importante es la manera de contarlo. Si es más o menos verdad o no, en realidad no importa porque ¿que es real y que no? ¿lo que hay dentro de nuestras cabezas no es real?...
oh, vaya, oigo voces dentro de mi cabeza. Oigo ornitorrincos. Oh, dios mío. ¡¡Los ornitorrincos han invadido mi casa!!!
Menos mal que no es real.
Un beso!

8/11/08 07:42  
Blogger Laluz said...

A mi no me gustó Vivir para contarla, será que en el fondo no quería enterarme de la "verdadera historia"?

8/11/08 16:47  
Blogger Alatriste said...

También lo dijo el gran Calderón. La vida es sueño y los sueños, sueños son.
Entre la realidad y la fantasía, hay una delgada línea, donde todo se puede confundir.
Un texto interesante, amiga.
Sea como sea, García Márquez es un maestro, un excelente narrador.
Un beso muy grande y feliz fin de semana.

8/11/08 18:50  
Blogger MentesSueltas said...

Que bueno fue visitarte Arcangel y leerte... me gustó mucho.

Te abrazo con el cariño de siempre.
MentesSueltas

9/11/08 08:21  
Blogger Liberto Brau said...

Liberto Brau, del clan literario de Pau Llanes (Arterapia Sentimental), les anuncia e invita a la inauguración de su blog “Amanece púrpura”. Se trata de una novela en proceso (alentada de algún modo por “El vendedor de cuentos”) que el autor irá publicando capítulo a capítulo, semanalmente, si se cumplen sus expectativas tanto de lectores como de apoyos en sus comentarios. Para ello recomienda leer entre otros textos de introducción el “Acuerdo del autor con sus lectores”. Ojalá la lectura de este primer capítulo de “Amanece púrpura” les agrade lo suficiente como para motivar sus palabras y comentarios, sostener la espera de nuevas entregas mientras tanto y formar parte de su lista de blogs favoritos. Gracias por su atención y curiosidad, por su lectura, por sus palabras… Y disculpen esta entrada así de sopetón en sus casas; no quiero que crean que lo utilizo como un tablón de anuncios… Me tomé la libertad de hacerlo por la confianza y hasta cierto punto complicidad que me da habernos leído algún día (aun anónimos y silenciosos) y por la oportunidad que nos brindó Arterapia Sentimental para encontrarnos alguna vez en nuestra dispar vida de bloggers… Liberto Brau

9/11/08 11:23  
Blogger Raúl said...

Hubiera jurado que ya te había dejado un comentario en esta entrada, Gilda.
El caso es que vine a decir, que si bien los escritores siempre escriben (incluso cuando lo nieguen) sobre lo que conocen de sus propias vidas, facultad del creador, es la de poder mutar esas experiencias a su antojo; haciéndolas así al gusto de cómo quiso que en realidad ocurrieran.

9/11/08 11:26  
Blogger CaminanteDeNoche said...

Es que la realidad es muy subjetiva, cada cual la vive y la crea a su manera, quizás porque seamos seres creativos y complejos.
Nunca creí que fuera algo objetivo, pues todo se filtra a traves de los sentidos y la mente...el exterior a palo seco no existe y el buen escritor no hace más que crear la suya como cada uno de nosotros, y tranformarlo en obra de arte.

Besos

9/11/08 12:57  
Blogger Inuit said...

Me gustan las biografías y las curiosidades de los personajes, debo ser cotilla.
Pienso que la vida es tan inmensamente sorprendente, que a poco que sepan narrar con gracia lo que oyen, puede ser un espectáculo.
Inuits

9/11/08 17:06  
Blogger Ada said...

Creo que nadie puede escribir sobre sentimientos que no haya experimentado, los personajes van apareciendo y son la excusa para liberar las imágenes. Me encanta García Marquez pero no leí su biografía, prefiero sus relatos. Besos!

10/11/08 00:03  
Blogger Miss Morpheus said...

"Big fish" no tiene desperdicio. Es una de mis películas favoritas...

Y pienso que García Márquez tiene razón: lo importante no es la realidad, sino cómo la vivenciamos y recordamos. Cuánto poder, ¿no crees? Ojalá supiéramos transformar ese recuerdo a nuestro antojo.

Un abrazo.

11/11/08 23:57  
Blogger Horacio said...

cómo es esa frase? aquí en el oeste, entre la leyenda y la verdad, nos quedamos con la verdad

creo que no es exactamente así, pero bueno, es la idea...

15/11/08 18:54  

Publicar un comentario

<< Home